lunes, 26 de octubre de 2015

¿Te terminaron? Un motivo más para renovarse

cambiar renovarse ruptura amorosa decepcion olvidar ex

¿Te terminaron? Un motivo más para renovarse

A menudo hay personas que son las mismas de siempre. No se renuevan, no cambian, no se adaptan. No tienen prisa por nada. Pueden estar durante años con las mismas creencias, apenas varían la ropa de su closet, frecuentan el mismo círculo social de siempre y se aferran a la misma rutina laboral que les estresa, pero hasta cuando le terminan por lo aburrido o aburrida que es, recién se da cuenta de que tenía que haber hecho cambios en su vida para evitar que le dejaran.
Es cierto que pudiste prevenir este hecho, pero no podemos hacer nada para regresar en el tiempo. Por tanto tu principal trabajo a partir de ahora será utilizar el impulso que provoca la decepción amorosa para renovarte, para salir de tu zona de confort, para probar y vivir cosas que nunca antes te habías atrevido por estar en una “linda y monótona” relación.
A veces la vida te envía este tipo de experiencias un poco dolorosas para que reacciones, para que entiendas que debes mantenerte en constante movimiento. Es como si te dijese: “¡Cambia (para bien) y renuévate ya! ¡Porque de lo contrario las demás parejas también te terminarán por el mismo motivo!“. Lo que pasó ahora en tu relación, de todas maneras iba a tener que pasar en algún momento en el futuro. Solo era cuestión de tiempo hasta que estallase. No obstante, es un buen momento para hacer esos cambios que tanto necesitas.
Tienes a tu disposición muchas herramientas, libros, audios incluso personas que podrían ser un soporte en estos momentos difíciles. Así que en vez de ser una tragedia en tu vida, tómatelo como un reto y ese reto será que en menos de un año serás una persona totalmente renovada e irreconocible a comparación de cómo te dejó tu ex.
Lo importante es que ese año cambies más para ti que para impresionar a las demás personas (en especial a tu ex). Ese año debe ser el peor de tu vida y, a la vez, el mejor porque pudiste demostrarte a ti mismo que, a pesar de la dificultad del asunto, pudiste salir adelante.
Este año demuéstrate que las victorias llegan después de haber sudado durante mucho tiempo. Que las lágrimas se secan para que luego las sonrisas sean mucho más genuinas. Que el viaje que tanto temías realizar, ahora es posible porque ya no hay nada ni nadie quien te lo impide hacer. Es momento de que pienses más en ti y te despreocupes de lo que pudiste haber para mejorar la relación. A veces, simplemente lo que sucedió, sucedió. Lo pasado, pasado. Y lo que vendrá dependerá exclusivamente de ti. Si no haces nada al respecto y te quedas llorando por lo que pudiste haber hecho, luego también lamentarás haber llorado más de la cuenta y no haber actuado a tiempo.
La vida es un ciclo que pareciese nunca terminar. Todo lo que sucede ahora tiende a terminar ya sea bueno o malo. El invierno que vives en tu interior, quieras o no quieras, tendrá que terminar, solo no pongas resistencia. Deja que la tristeza salga como debe salir y que lo demás entre como debe de entrar.
Hay personas que les gusta hacerse mil veces la misma pregunta y si se la responde, suelen hacerse más preguntas que al final terminan hriéndoles más. Ten cuidado de preguntarte tanto “Por qué, POR QUÉ”… En vez de ello pregúntate algo como: “Qué puedo hacer ahora para mejorar mi autoestima”, “En qué manera puedo motivarme cada vez que me levante a trabajar”, “A quiénes debo acudir para un buen consejo y actuar para que este dolor se pase”, “Cómo hago para que la tentación de llamar a mi ex se vaya disminuyendo”. Estas preguntas son mucho más productivas que simplemente preguntarte: ¿Por qué?
RECUERDA que aun cuando te veas tentado(a) a echar la culpa a la otra persona de tu desdicha personal, sigue dependiendo exclusivamente de ti. Por más que llores diciendo que esa persona te hizo miles de promesas que no ha cumplido, sigue dependiendo de ti el tomar la decisión de salir adelante. Por más que hayas podido dejar a esa persona sabiendo que no te quería, sigue dependiendo de ti a partir de ahora cómo decidas afrontar este momento difícil.
Aun si este artículo fuese el mejor del mundo para ayudarte a superar lo de tu ex, puede no servir de nada si tú no te propones cambiar.
Si te han dejado, entonces cambia. Renuévate. Lo mejor que puedes hacer para vengarte de tu ex es que con el tiempo se dé cuenta de que perdió a alguien que valía la pena tener al lado. Y si en realidad fue una bendición que terminaras con tu ex porque la relación era una pesadilla, con el tiempo podrás disfrutar de una libertad que nunca antes podías gozar. Quizás ahora por alguna inexplicable razón tengas la ridícula necesidad de volver con quien no te conviene, pero en cuanto lo superas, en cuanto recobras el amor propio, en cuanto te mires al espejo y realmente te guste lo que estés viendo, naturalmente tendrás deseos de alejarte de lo que no te hace bien. No necesitarás técnicas ni soporte extra, simplemente te alejas de lo que no encaja, de lo que no da para más. Es una experiencia mágica por la que vale la pena trabajar día tras día.
Espero que esta reflexión te haya motivado a seguir con tu proceso de recuperación. Recuerda que para seguir trabajando en ti mismo(a), te recomiendo el libro “7 Pasos para Olvidar un Amor“. Aquí podrás encontrar una guía PASO a PASO que te ayudará a salir adelante tras una ruptura amorosa. Tu problema tiene solución. Y la única persona que te puede ayudar a mejorar tu situación eres tú mismo(a). Si dejas que el tiempo pase porque “sanará las heridas”, tal vez demore mucho más de lo que imaginas. Es mejor tomar acción y ser uno mismo el que cure las heridas. Seguramente se curarán mucho más pronto de lo que fue con otras personas. CLICK AQUÍ PARA MÁS INFO DEL LIBRO.